miércoles, 26 de febrero de 2014

EN LA CARRETERA. Nuestra página en Facebook. II Aniversario y 1.000 seguidores.



El pasado 20 de Febrero de 2014 tuvimos la gran satisfacción de poder celebrar el II Aniversario de nuestra página homónima en Facebook y de alcanzar, al mismo tiempo, la cifra de 1.000 seguidores. Aunque pudiera parecerlo, ninguno de estos dos acontecimientos es banal, dadas las circunstancias. Para empezar, dos años de vida completamente activos e intensos de una página de Facebook desarrollada por particulares, sin promoción ni publicidad alguna y sin ánimo de lucro, ya puede considerarse un gran logro. En internet todo es muy rápido, fugaz, efímero e inevitablemente perecedero, lo que obliga a un trabajo constante de actualización y de acarreo permanente de contenidos. Desde luego así lo hemos hecho, subiendo a la página en estos dos años más de 3.000 fotografías y más de 100 videos, entre otros muy diversos materiales de divulgación relacionados con la carretera. Muchos de nuestros seguidores nos han ayudado permanentemente, facilitándonos una interesante porción de todo ese material que hoy es visible en la página, de lo cual les estamos muy agradecidos, pues sin su colaboración el proyecto no habría llegado tan lejos ni tendría grandes perspectivas de continuidad.

Por otra parte, ya el hecho en sí de conseguir ese primer millar de seguidores nos parece un logro sumamente interesante, teniendo en cuenta, como hemos dicho, que no nos hemos promocionado ni publicitado comercialmente en Facebook mediante los procedimientos (de pago) de que dispone esta red social. Tampoco es probable que lo hagamos en el futuro, pues somos más partidarios de seguir operando libre y espontáneamente, como particulares aficionados que somos, gestionando una página cultural de entretenimiento que no persigue ningún fin económico ni ofrece ningún producto a la venta. Seguimos confiando en el boca a boca y en la calidad de nuestros contenidos como únicos procedimientos para darnos a conocer, siquiera muy modestamente. Y a partir de aquí, nuestro crecimiento y nuestra continuidad como página serán los que determinen el azar y las circunstancias, sin que nos preocupemos demasiado por ello. Mientras resulte divertido e interesante nuestro trabajo en la página, continuaremos con la labor. En el momento en el que se convierta en una pesada y monótona carga, echaremos el cierre. Nada nos compromete ni nos obliga.  




Una cuestión muy destacable que nos gustaría tratar aquí es el hecho de que la idea de crear esta página en Facebook vino motivada por el interés en promocionar nuestros blogs y los canales de video en Youtube y en Vimeo. Aterrizamos en la red social esperando hacer de ella una plataforma para la promoción de estos sitios web que administramos. Sin embargo, después de dos años, el resultado ha sido justamente el contrario: la página ha crecido considerablemente y se ha asentado de tal modo que ha conseguido acaparar todo el protagonismo, en detrimento de los blogs y de los canales de video, ahora tributarios de ésta. Su mayor popularidad, visibilidad e interacción con los usuarios y los contenidos ofrecidos tienen buena culpa de ello. Pero además, la intensa demanda de trabajo que exige la página (durante meses llevamos subiendo material diario cada tres ó cuatro horas ininterrumpidamente) nos ha limitado la capacidad de ocuparnos de los blogs y de los canales de video como lo hacíamos con anterioridad. Una entrada en cada uno de los cuatro blogs y uno o dos videos subidos a nuestros canales mensualmente es cuanto podemos ofrecer ahora mismo, y ello con notables dificultades de tiempo. 




Desde nuestros comienzos en Facebook, hemos pretendido enfocar la mirada sobre la carretera a través de la óptica geográfica, turística e histórica. Pero también estética, y probablemente nada mejor que volver los ojos con reiterada frecuencia hacia los tiempos pasados para traernos de vuelta hacia el presente no sólo buenos recuerdos nostálgicos, sino sobre todo los vestigios materiales del ayer, ya severamente amenazados de extinción o ruina por el sucederse de los años, unos vestigios patrimoniales de las carreteras españolas estéticamente hermosos que se nos presentan bajo diversas formas y naturalezas, ya sean hitos kilométricos de piedra, señales de tráfico herrumbrosas, desmochadas casillas de peones camineros, tramos abandonados que un día llevaron de un lugar a otro y ya no conducen a ningún lugar...  Y por supuesto, el parque móvil, aquellos vehículos de nuestros padres o abuelos que tanto representaron en la automoción española de la época del desarrollismo y que ahora, en el mejor de los casos, han venido a sustanciarse en venerables piezas de museo o, en el peor de ellos, en irreconocibles e improbables fragmentos de chatarra abandonados en campos, fincas, corrales y garajes tapiados.

Este, nuestro viaje hacia la nostalgia, nos obliga constantemente a rebuscar en las diversas almonedas digitales de internet para poder subir a la página siempre los mejores contenidos, o por lo menos los más curiosos y sorprendentes. 



Afortunadamente, las herramientas disponibles para esta tarea permanente de recuperación del pasado, son de inmejorable calidad. El españolísimo NO-DO, sin duda, es la mejor de ellas, una vez que sus fondos filmográficos han sido digitalizados en su totalidad y puestos a disposición del público, cosa que nunca podremos agradecer lo bastante. Un verdadero filón histórico que nosotros estamos explotando de manera intensiva, buscando siempre la veta propicia que nos lleve hasta los contenidos que más nos interesan, naturalmente relacionados con la carretera, la automoción, los transportes, las obras públicas, las calles de las ciudades y otras infraestructuras relacionadas.

Pero el NO-DO no es el único instrumento del que disponemos en la actualidad en España para revisitar el pasado. También tenemos las hemerotecas digitales, y en particular las de los diarios ABC y LA VANGUARDIA, las más completas, exhaustivas, antiguas (más de un siglo de trayectoria y millones de páginas digitalizadas) y amables de visitar. En esas páginas nos centramos, sobre todo, en la búsqueda de publicidad antigua de vehículos que circularon por las carreteras cuando muchos de nosotros, y de quienes nos leen en Facebook, ni siquiera habíamos nacido. Y nuestros esfuerzos de búsqueda son constantemente recompensados con creces.



 
Por lo demás, y toda vez que la página de Facebook se ha convertido en nuestra plataforma temática principal sobre la carretera, como ya hemos comentado, la mayor y mejor parte de nuestros trabajos estarán dirigidos a ella y a los más de mil seguidores, en 21 países del mundo, que nos prestan su atención diariamente y muchos de los cuales colaboran habitualmente con nosotros. 

Y así es que, aparte de España, tenemos público fiel en México, Italia, Colombia, Polonia, Chile, Francia, Venezuela, Filipinas, Argentina, Bélgica, Malasia, Países Bajos, Grecia, Costa Rica, Uruguay, Estados Unidos, Afganistán, Palestina (?), Portugal y Reino Unido.

Siguiendo con nuestras estadísticas, aunque sea sin ánimo de exhaustividad, comentar que por sexos nos siguen un 10% de mujeres y un 90% de hombres (46% y 54% de media en todas las páginas de Facebook, respectivamente). Por tramos de edad, en nuestra audiencia destacan el segmento de 35 a 44 años (31%), el de 25 a 34 (28%), y el de 45 a 54 (17%). 

Las diez primeras localidades españolas por número de seguidores, son: Madrid, Barcelona, Zaragoza, Avila, Valencia, Algeciras, Málaga, Alicante, León y Almería. 

A tenor de estas cifras, y partiendo de nuestra obligada modestia, es necesario reconocer que probablemente lo estamos haciendo bien. Quizá, incluso, aunque sea un tanto petulante por nuestra parte manifestar esto, lo que sucede es que hemos ocupado un espacio vacante que a nadie se le había ocurrido ocupar. O no, por lo menos, desde el enfoque y la perspectiva que caracteriza nuestro trabajo. Pero en todo caso, sea como fuere, nos sentimos orgullosos y satisfechos de lo que estamos haciendo, hasta el punto de que nos hemos conmemorado y condecorado a nosotros mismos con este video que resume dos años de andadura exitosa de la página de Facebook EN LA CARRETERA. 


 


No hay comentarios:

Publicar un comentario